El espejo negro de Tezcatlipoca

Sin Permiso-Lideres de opinión
Nuestro punto de vista

Tezcatlipoca, “espejo negro o espejo que humea”. Dios Tolteca, Dios Supremo, que estaba en todas partes. También traía dificultades, problemas, enfermedades; andaba en todo lugar, en el cielo, en la tierra y en el infierno.

Cuando andaba en la tierra movía guerras, enemistades y discordias. Se decía que él mismo incitaba a unos contra otros y que era un verdadero sembrador de discordias.

Hoy nuestra nación, de todos enfrenta la gran crisis de la crisis y hoy, como desde hace 80 años o más, tenemos enfrente, lo peor: ¡pandemia, crisis sanitaria Covid-19!, ¡económica! y ¡caída estrepitosa de los precios del petróleo!.

Esto último, pone en verdadero riesgo nuestra soberanía y seguridad energética, entre otras cosas, pero también el empleo, el turismo, las remesas de nuestros paisanos inmigrantes, entre otras cosas.

Es triste y preocupante que se empiece a hablar de una gran recesión o más bien, recesión global y que ello nos condene a una “década perdida” ¿será que ahí pare todo? ¿Cuál será el futuro de nuestra generación, niños y jóvenes, que vienen atrás de nosotros? ¿estaremos condenando a toda una generación?

Hoy, por bien de México, debemos continuar todos en el mismo barco, cada quien asumiendo sus responsabilidades y riesgos. No es tiempo, ni hay espacio para filibusteros, motineros, desertores o francotiradores.

Por ello, no es entendible la actitud del empresario Ricardo Salinas Pliego, primero invitando y seguramente ordenando a sus trabajadores a rechazar el confinamiento, no obstante la declaratoria de pandemia emitida por el Gobierno Federal.

La actitud de sus empleados lo decía todo, la cámara evidenció rostros interrogativos, de sorpresa y angustia.

Tampoco cerraron sus tiendas leoninas y, por el contrario, cobraban por adelantado en ventanillas, es decir, las personas hacían su pago correspondiente y del dinero entregado sin consultar al cliente, le cobraban por adelantado; si el usuario protestaba, le decían que era “para que no se atrasará”. ¡Míseros¡. Actúan como todos unos neoliberales o conservadores.

No satisfecho con ello, su vocero oficial nocturno, Javier Alatorre, en vivo y en cadena nacional pidió a todos los televidentes que “no hagan caso a López Gatell “.

El presidente dijo que su “amigo” se equivocó.
No se equivocó, actuó con premeditación siguiendo órdenes de su patrón. Hay que seleccionar a las amistades.

Pero, ¿qué le duele a Salinas Pliego?, si es un contratista beneficiado con contratos del Gobierno Federal. Es más, recientemente le asignaron un contrato para asegurar toda la infraestructura física, bienes muebles e inmuebles de la Secretaría de Educación Pública, a cargo de su ex subordinado y expresidente de Fundación Azteca donde laboró por 17 años y hoy titular del ramo, Esteban Moctezuma.

Contrato otorgado a través de Licitación Pública Nacional, pero con fuerte tufo a irregularidades.
Debería investigarse por parte de la Secretaría de la Función Pública este proceso licitatorio y la adjudicación, por motivos de transparencia.

Huele mal.

Hoy, así como Salinas Pliego, hay otros “aliados estratégicos” que buscan el “bien común”.
Sin embargo, desde las horas oscuras y de angustia que vive nuestra nación, hay muchos personajes que quisieran vernos a todos en el espejo negro de Tezcatlipoca, desatando todo su fatalismo desgarrante y destructivo.

Seguramente, habrá más malinchistas que saldrán aullando, pidiendo sacrificios humanos, para apaciguar o calmar al Dios del fuego.

Es hora de definiciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.